Los 5 errores principales a la hora de hacer el planeamiento de rutas


El enrutamiento es un proceso que incluye el uso de softwares, vehículos, empleados y por supuesto, puntos de parada. Los problemas más frecuentes de este proceso están relacionados a la cantidad de clientes que pueden ser visitados, más allá de los problemas logísticos, operacionales y de recursos humanos, como ejecución, tipo de carga, flota utilizada, localización de los beneficiarios y restricciones de los mismos, entre otros.

En este post vamos a hablar sobre los 5 errores más cometidos al realizar un planeamiento de rutas y te mostraremos cómo solucionarlos.

1) Gestión de costos

La administración de las rutas no siempre es una tarea fácil y el consumo excesivo de combustible puede ser considerado como una de las mayores consecuencias de eso, pero… ¿Qué podemos hacer? En ese punto, optimizando el enrutamiento es posible disminuir la distancia a ser recorrida y la cantidad de vehículos necesarios para todas las operaciones usándolos de manera más eficiente, buscando priorizar las necesidades de los clientes y el nivel de calidad de los servicios prestados.

Además, ya existen aplicaciones web que incluso calculan cuál es el costo del camino a recorrer por el conductor, no solo el combustible sino también, los peajes que están ubicados en el trayecto de autopistas y rutas.

Un producto nuevo en el mercado de Latam, llamado Maplink MyRoutes permite colocar el valor del combustible y los peajes para calcular el precio de un itinerario.

2) Regulaciones

Cada vehículo tiene un límite de capacidad y algunos clientes tienen sus propias particularidades de carga y descarga. No observar esos detalles puede ser un error fatal para su empresa.

En relación con los clientes, existen problemas ligados, principalmente, con las restricciones de tiempo en el procedimiento de carga y descarga y atrasos en esos procesos pueden entorpecer todo el trabajo de su flota y afectar la rutina de otros clientes.

Lo ideal es armar el mapa considerando el tiempo de parada en cada punto y controlando las cargas mínimas y máximas de los vehículos disponibles y así, con ayuda de herramientas específicas, optimizar las rutas.

3) Errores geográficos de programación

Si la gestión de logística en su empresa es ineficiente y no están planeadas de manera adecuada las rutas, es común que ocurran los “cruzamientos de vehículos”. Esto sucede cuando por la falta de control, utilitarios que están en el centro de la ciudad, por ejemplo, acaban haciendo entregas en áreas periféricas o alejadas y aquellos que estaban más cerca de la región metropolitana tienen que desviarse sin necesidad.

Es importante adecuar las rutas para que ese cruzamiento de vehículos no ocurra, segmentando las demandas dentro de las regiones correspondientes. Esto representa un aumento de costos, pues se anda más de lo necesario, evidenciando una falta de planeamiento estratégico y geográfico de las rutas.

4) Errores logísticos de programación

Un desacierto bastante común y que acontece en logística es no considerar las diferencias entre los productos con su envoltorio, o sea, como deben ser colocados en los camiones y entregados según sus formas y su carácter perecedero.

Con la utilización de una solución completa, es posible definir la prioridad de almacenamiento y entrega de los productos, evitando problemas con su acondicionamiento e integridad.

Maplink MyRoutes, ayuda en estas situaciones al poder cargar vehículos y definir su tamaño de carga por litros o kilogramos. En el futuro, saldrán al mercado soluciones más robustas y complejas que incluso, se vinculen con el ERP de la compañía.

5) Errores de jornada laboral

Algunas logística sufren juicios laborales por no prestar atención a la longitud total de horas de trabajo de sus empleados. Esto acontece por la falta de conocimiento y de atención en la programación de los trayectos, olvidando calcular las pausas para almuerzo y descanso de los profesionales.

Incluso, puede suceder que los viajes duren más de un día y requieran autorizaciones específicas o una determinada cantidad de tripulantes lo que debe ser vigilado de una forma cuidadosa, ya que el incumplimiento de las jornadas laborales máximas puede ser perjudicial para el bienestar del trabajador y para la sustentabilidad de su negocio.

El planeamiento de rutas debe ser un trabajo constantemente hecho con el objetivo de disminuir los costos, incrementar el nivel de satisfacción de los clientes y empleados y, optimizar los recursos disponibles. Los vehículos deben circular siempre con lo máximo posible de efectividad operacional y para que esto funcione bien hay que darle atención a los detalles y obtener apoyo de una herramienta especializada es algo fundamental.

¿Y tu empresa? ¿Cuáles de estos errores su empresa ya cometió? ¿Cómo hace para evitarlos en su planeamiento diario de rutas? ¡Deje un comentario aquí en el blog, comparta su experiencia y ayude a otros!

¿Está buscando una solución más robusta? Entre en contacto con el equipo de Maplink. Desarrollamos soluciones a medida para su empresa.

Si quieres más información de Maplink MyRoutes puedes ingresar aquí: www.myroutes.com/es

Bruna Costa
About me

Deixe um comentário:

Seu email não será publicado.